Panecillos suecos integrales con semillas


Me he hecho el propósito de darle un poco más de espacio al pan en el blog ya que es una de las cosas de las que más me gusta hacer en la cocina, así que quisiera poner al menos una receta mensual para intentar animar aunque sea a una persona a empezar a hacer su propio pan.
Así pues, aquí va la receta de este mes, perfecta para quién aún no se ha atrevido con el pan, facilísima y de resultado garantizado, mucho más sencillo que hacer un bizcocho o unas magdalenas.


Hace unos días me apeteció hacer unos panecillos suecos tostados y encontré estos en el blog L'artesa, un blog dedicado casi en exclusiva al pan lleno de buenísimas recetas. Como era de esperar, los panecillos salieron perfectos, deliciosos para comer solos como tentempié o como base para toda clase de canapés y en cuanto se acabaron tuve que hacer otra hornada...
Seguí la receta prácticamente al pie de la letra, aunque he cambiado algo lo accesorio, como las semillas y un poco de cardamomo que la receta original no tenía. Si los hacéis sentios libres de ponerle las semillas o las especias que más os gusten, el darle a las cosas un toque personal es la ventaja que tiene el hacerlos uno mismo.


Estos son los ingredientes:
-300 gr. de harina de panadería
-200 gr. de harina integral
-225 ml. de agua (yo le puse hasta 250ml, dependerá de lo que absorba la harina)
-1 cucharadita de sal
-5 gr. de azúcar invertido o miel
-75 gr. de aceite de nuez o de girasol
-5 gr. de leche en polvo
-10 gr. de levadura fresca o 3'5 de levadura seca de panadería
-2 cucharadas de semillas de amapola
-1 cucharada de semillas de lino
-1 cucharada de semillas de sésamo
-1 cucharadita de cardamomo molido


Así se hace:
Poner todos los ingredientes menos las semilas en el bol de la amasadora y amasar durante unos 10 minutos hasta obtener una masa suave pero no pegajosa, si al empezar a amasar vemos que está muy seca, añadirle un poco de agua. Un poco antes de terminar de amasar, añadir las semillas y amasar un poco más para integrarlas bien.
Naturalmente, si no tenéis amasadora se puede amasar a mano.
Dejarla reposar en el bol tapada con un paño durante una media hora (no hace falta que la masa suba en esta fase)


Dividir la masa en bolas de unos 30 gr. cada una y darles formas de barrita o de bollo, como más os gusten.
Ponerlas sobre una placa de horno dejando algo de espacio entre ellas, cubrirlas con un paño y dejarlas reposar hasta que casi tripliquen su volumen (tardan bastante en subir)
Calentar el horno a 220º, meter la bandeja en el horno, vaporizar agua sobre los panecillos, bajar la temperatura a 210º y hornearlos durante unos 20 minutos.
Sacarlos del horno, cortarlos por la mitad, volverlos a poner en la placa y hornearlos a 180º hasta que estén bien tostaditos.


¿Qué os parece uno de estos panecitos con queso crema y mermelada de pimientos?

66 comentarios:

  1. Qué pinta!! ya me los imagino untados con queso de finas hierbas.. o no.... mejor con un poco de aceite y una buena loncha de jamón serrano!! Aisss tienen que estar de muerte! No me puedes enviar unos cuantos? jeje ;)
    Un beso!

    ResponderEliminar
  2. pero de verdad, si parecen sacados de una bolsa autentica sueca, yo soy una de esas negadas para las masas de pan, me lo apunto por si acaso, las fotos como siempre espectaculares, las haces con luz natural, o con alguna caja de luz, un saludo

    ResponderEliminar
  3. que buenos te han quedado, besos

    ResponderEliminar
  4. Lolah, qué ricos!!! me los voy a anotar ahora mismito.

    Me gusta tu reto personal de publicar pan una vez al mes, comienzas muy bien ;)

    Besos, Paula
    http://conlaszarpasenlamasa.cultura-libre.net
    http://galletilandia.blogspot.com

    ResponderEliminar
  5. ¡¡Madre mía, si que tienen que estar buenos!! Tienen muy buena pinta, y me parece genial dedicarle más espacio al pan; seguiré atenta para ver lo nuevo que vayas publicando.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Estos panecillos son perfectos, que forma y que color y super crujientes, ideales con un poco de mantequilla y mermelada para el desayuno! me encantan!
    Muchos Besos Lola

    ResponderEliminar
  7. Carai Lolah, me encantan los panecillos suecos asi que estos los hago pero ya mismo.
    Pero una preguntilla ¿ es indispensable la leche en polvo? es que cada vez que he comprado para algo, al final el resto de la lata va a la basura por que se me echa a perder.
    Un besito y buenas noches

    ResponderEliminar
  8. Estos panecillos son perfectos para desayunar. Te han quedado estupendos. En casa somos bastante aficionadas a preparar nuestro pan, sobre todo panecillos. Tomamos muy buena nota, porque tienen una pinta tremenda.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  9. Tocaya, no tiene nada que envidiar a los que venden, mas bien ellos te deben envidiar a ti ¡¡ exquisitos se ven¡¡¡ que pintaza ¡¡¡¡. Me gustan mucho. Con queso extendido ¡¡¡¡oh ¡¡¡ ya me imagino desayunando con ellos.
    enhorabuena has bordado la receta.
    Bssss desde Almeria.

    ResponderEliminar
  10. De aqui a pekin,
    las fotos las hago con luz natural, en el porche de mi casa, Aquí en Cartagena hay una luz que es una bendición, eso si, los vecinos deben pensar que estoy loca....
    Rosa, no creo que haya problema en no ponerle la leche en polvo...también puedes sustituir una parte del agua por leche normal.
    Un besazo a todos los que dejáis comentarios.

    ResponderEliminar
  11. Qué gran propósito te has marcado! Yo intentaré tomar ejemplo de ti y dedicar aunque sea una o dos veces al mes el tiempo necesario al pan :)

    Me encantan estos panecillos, tostaditos, integrales, con sus aromas... para canapés o dipear serán ideales, pero apuesto a que solos son un vicio también :)

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Beatriz (sinsalirdemicocina)23 de enero de 2011, 21:43

    Me he sentido aludida con lo de animar a hacer pan a quien no ha probado. Hace tiempo que quiero hacerlo peroooo no me pongo por lo que sea. Me has tentado con tus panecillos, que se ven deliciosos, asi que los intentaré.
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Lola, sin remedio, mañana mismo los preparo. ¿Tu sabes la cantidad de panecillos suecos que yo compro?
    Una vez preparé biscotes y la verdad es que quedaron estupendos, pero estos me gustan mucho más!!!
    Mil Gracias, los has presentado tan apetecibles....
    Un abrazo, Begoña

    ResponderEliminar
  14. Pero que maravilla!!! Madreeee!! en la vida se me habria ocurrido a mí hacer estos panecillos!! como siempre busco panes esponjosos y blanditos... y fijate por donde estos estan para comerlo e ir diréctamente al cieloooo!!
    Excelente!
    Besossss

    ResponderEliminar
  15. Lola me has matáo con la última foto, que ricoooooo, y es que esos panecillos con las semillas deben quedar exquisitos, mi desayuno es siempre con pan integral y con semillas, así que pruebo tu receta ya, los congelo y los voy sacando cada día para el desayuno....

    Un besico

    ResponderEliminar
  16. Una pinta increible Lola! se salen de la pantalla hija mia jajajaja
    Un besazo reina!

    ResponderEliminar
  17. Te han quedado perfectos!! que ricos tienen que estar y las fotos preciosas!. Besos!

    ResponderEliminar
  18. Por dios Lola, esa foto final de la mermelada de pimientos, no se pone sin anestesia, por favor, qué delicia y qué pedazo de foto. La verdad es que me peleo todos los días con esa idea de que el pan o las mermeladas son costosos de hacer. Parece que nos viene la pereza de la época en que se amasaban kilos y kilos de panes y había que hornearlos en el horno del pueblo, en fin, un follón tremendo, o las mermeladas, kilos y kilos, ahora puedes hacer medio kilo de fruta en mermelada en un santiamén. El pan, ahora que todos tenemos un horno en casa, y amasadora, y levaduras que funcionan, en fin, que podemos hacer pan que es más fácil de lo que la gente cree así que me uno a ti para animar al personal a hacer su propio pan.
    Un beso y cuidado con estas recetas que un día nos da un algo con estas fotos.

    ResponderEliminar
  19. te han quedado absolutamente perfectos! me encantan!
    bs!

    ResponderEliminar
  20. Mi desayuno de muchos dias!!pero el pan hecho en casa, madre mia, que sano y que bueno.
    Me encanta
    Un beso
    Carmen

    ResponderEliminar
  21. Todas las semanas compro una bolsa de panecillos de este tipo para el desayuno, y me he quedado de piedra cuando te los he visto, es que son de aspecto iguales. Y por supuesto me encanta la idea de poder hacerlos en casa.
    Con el queso y la mermelada riquísimos.
    Un beso

    ResponderEliminar
  22. Muy buena intención la tuya la de colgar una entrada de pan al mes. Sinceramente, a mí me da mucha pereza ponerme con el pan porque entre levado y levado requiere tiempo, paciencia y mimo, cosa que desafortunadamente me falta a mi. Hice pan en una ocasión, y no me arrepiento, y me acuerdo perfectamente que fue para un viernes santo, porque ya sabes que ese día no se hace pan en los hornos.

    Los panecillos tienen pinta de ser muy crujientes. ¿Quedan algo duritos? Y la mar de sugerentes con esa pizquina de mantequilla y mermelada.

    Un beso y feliz semana.

    ResponderEliminar
  23. Qué ricoooos! mira que hago pan, pero siempre acabo haciendo lo mismo con las cosas tan ricas que hay. EStos los hago seguro. Besos!

    ResponderEliminar
  24. Esta receta me ha encantado, me la llevo para pendientes. Yo me la imagino con un buen salmón ahumado y un queso de cabra.

    Saludos

    ResponderEliminar
  25. por lo que te veo.. creo que no habrá que comprarlos nunca mas..

    un abrazo

    ResponderEliminar
  26. ¡Qué ricos Lola!, me encantan estos panecillos, son fantásticos tanto para desayunar como merendar.
    besos

    ResponderEliminar
  27. Este tipo de panecillos nos encantan, pero no se nos hubiera ocurrido hacerlos en casa. Gracias Lola!!!

    ResponderEliminar
  28. Ay, dios. Esto de los panes suecos es un vicio peor que el de las pipas. Están tan ricos y tan crujientes que te pones y no paras...
    ¡¡¡ Qué buenos !!!

    ResponderEliminar
  29. Mira Lola te lo digo sinceramente, al leer la entrada pensaba esto es ideal para mí..una novata en el tema pan (y otras cosas)....
    Estos panecillos se ven espectaculares y fáciles y claro esto es ideal para quitarme el respeto que le tengo a la masa (es que niña más de un fracasillo he tenido)....y lo mas bueno es que tengo crema de queso y una mermelada de pimientos que me traje de Los Urrutias espectacular...ahora no me acuerdo de la marca pero es con certificado ecológico....
    A ver si te puedo escribir diciendo que el resultado ha sido ok.
    un abrazo

    ResponderEliminar
  30. Pero Lolaaaaa, que maravilla de panes y esa última foto con la mermelada de pimientos me parece sensacional!!!!!!
    Estos panecillos para mi son como un vicio, hasta que no acabo con ellos no paro.
    Besitos

    ResponderEliminar
  31. Wauuuuu¡¡¡me encantan estos panecillos....y voy a ponerme manos a la obra,para hacerlos¡Gracias.
    bsss

    ResponderEliminar
  32. solos ya tienen que estar buenos,pero esa tostadita..mmm

    ResponderEliminar
  33. Me parecen geniales. Estos los tengo que hacer también.
    un besote,

    ResponderEliminar
  34. Se ven estupendos, yo aún no me he animado hacer pan, pues sólo lo he intentado un par de veces y ha sido fracaso total, a ver si viéndo éstos me salen mejor.

    Besos

    ResponderEliminar
  35. Me parecen absolutamente alucinantes Lolah, creo que en todas mis andanzas por blogs de cocina, nunca he visto panes secos ¡y lo he pensado!, eres la primera que se cruza en mi camino que lo hace, y esto lo vamos a probar.

    Te han quedado además unos panes de cine, unas fotos preciosas, y encima, yo que soy usuario de pan seco, no te digo más...

    Una pregunta, ¿dónde compras las semillas? ¿herbolario?

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  36. Carlos, las semillas las compro en una tienda de especias, pero también las venden en tiendas de productos dietéticos e incluso en la sección de dietética del super del Corte Inglés.
    Me alegro de que te gusten los panecillos, salen fantásticos y son muy fáciles de hacer.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  37. Se ven super ricos Lola. Te han quedado muy ricos. Yo por lo general hago pna casero , una vez a la semana. Me he aficcionado a ello. Bs.

    ResponderEliminar
  38. Lola, me has dejado con la boca abierta!! pero si parecen comprados, te han quedado perfectos y con el hambre que tengo ahora mismo ojala pudiera meter mano a la pantalla :)) un besito

    ResponderEliminar
  39. Pues me parecen una delicia. Me pasa lo mismo con el pan, debería esforzarme un poco y hacer alguno de vez en cuando.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  40. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  41. Pues yo no suelo comprar panecillos suecos, pero estoy segura de que estos me encantarían, con las semillas y el cardamomo tienen que resultar deliciosos

    besos

    ResponderEliminar
  42. Madre míaaaaaaaaaaaa, Lola, te han quedado FANTÁSTICOS!!

    Chiqui, estoy impresionada, me llevo la receta, a ver si me animo y me quedan la mitad de bien que a ti.

    un biquiño

    ResponderEliminar
  43. Mi tia me dió una receta de panecillos suecos pero son de harina blanca, te la daré.
    Estos tienen una pintaza, encima le pones esas mermeladas...
    Un besico

    ResponderEliminar
  44. Me parece una propuesta genial.

    Yo también me he propuesto hacer más pan, aunque no se si una receta mensual para mi será mucho..... ya veresmo

    Pero esta receta me parece buenísima, y realmente sencilla.

    Si encima los pones así con esa mermelada.. me pierdes.

    Besos

    ResponderEliminar
  45. Deliciosos.Me fio de ti si dices que son facilitos.El aspecto es maravilloso, solo hay que ver las fotos en especial la última con la mermmelada de pimientos....¡ pa comérselo! ja,ja.
    Un abrazo,
    María José.

    ResponderEliminar
  46. Me quedo con las ganas de hacerlos así que receta apuntada ;)
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  47. Me pierde todo tipo de bolería y panes, vamos que estos no iban a ser menos! Qué ricos!

    ResponderEliminar
  48. Que linda entrada.me gustan mucho este tipos de panes para desayunar.Te quedaron bárbaros,en cuanto esté mejor de la mano,me lanzo hacerlos.

    Un besico

    ResponderEliminar
  49. Tienen una pinta deliciosa! las fotos hablan pos si solas!!
    Saludos!

    ResponderEliminar
  50. Me encantan este tipo de panecillos y si son caseros mejor!!
    Bss.

    ResponderEliminar
  51. Tendré que prepararlos pues los compro seguido y seguro que estos tuyos están mucho mas buenos. Esta última foto está para darle ya un bocado.
    Saludos

    ResponderEliminar
  52. Son perfectos Lolah, y menuda foto final, qué ganas den de ponerse a prepara tanto los panes como tu mermelada...

    Besos

    ResponderEliminar
  53. Lolah, esos panecillos son divinos. Aquí le llamamos pan bizcochado y no hay sitio en las Islas que no te ponga una panera con pan bizcochado. Qué rico!
    Me alegra que quieras darle más sitio al pan. Yo debería hacer lo msimo, porque aquí ya no se compra pan, sólo se hace...
    Un besoteeeeeeee

    ResponderEliminar
  54. te quedaron muy bien y con esa mermelada tiene que quedar muy rica
    besos

    ResponderEliminar
  55. Uno de mis propósitos para el 2011 es hacer más pan, a ver si lo consigo. Estos panecillos se ven deliciosos y por lo que explicas parecen muy fáciles de hacer, me los apunto para probar cuanto antes. Un besote y mil gracias por tus comentarios a mis cupcakes, es todo un honor viniendo de ti que eres experta!

    ResponderEliminar
  56. Que panecillos tan ricos, deliciosos con mantentequilla y mermelada casera. Todo un lujo de desayuno.

    Besos!
    Ana de: 5 sentidos en la cocina

    ResponderEliminar
  57. Lola! qué maravilla de entrada! me pasa como a la mayoría, que conociéndolos no se me había ocurrido nunca hacerlos. Piensa que suelen ser nuestra cena, con queso fresco o incluso con tomate sal y aceite y cualquier cosilla. A nosotros nos encantan y veo tus fotos y me parecen recién salidos de la bolsa, impresionantes!

    A mi me encanta hacer pan en casa así que me guardo tu receta porque los probaré, ya te contaré, madre mía, qué preciosidad!:-)

    un beso guapísima!

    ResponderEliminar
  58. Pues mira yo creo que voy a ser esa una que va a empezar a hacer panes, el año pasado me propuse decorar galletas, tema que ya tengo por la mano, y este año ando a vueltas con el pan, tengo encargada la Kitchen Aid desde hace un mes, pero no me llega, en cuanto la tenga me pondré en marcha, ya buscaré tu receta mensual. Un beso

    ResponderEliminar
  59. Que pinta Lolah, me quedo con tus cambios y en breve para los de casa se lo s haré!!!
    Mil gracias y un beso

    ResponderEliminar
  60. Lola, los he hecho y... han sido un COMPLETO EXITO en mi casa. ¡Mejores que los de compra! Con tus indicaciones ha sido muy fácil (y eso que nunca había hecho pan)
    Ahora tendré que atreverme con algún otro de tus panes porque me has hecho entrar el "gusanillo" de hacer pan en casa. Muchas gracias por tus recetas. Un beso

    ResponderEliminar
  61. Los hice esta mañana y quedaron realmente deliciosos, el saborcillo del cardamomo genial, igualitos que los comprados pero más ricos... la receta me funcionó tal cual... una maravilla! Besos

    ResponderEliminar
  62. He publicado tus panecillos... ahora soy adicta! Besos

    ResponderEliminar
  63. hola Lolah, hoy he publicado una versión de tus deliciosos panecillos, aquí te la dejo ;)

    http://conlaszarpasenlamasa.cultura-libre.net/2012/01/16/panecillos-suecos-de-lolah/

    Besos. Paula

    ResponderEliminar
  64. Igual que Paula, hicimos juntas estos panecillos. A mi me encantaron con el cardamomo. Deliciosos.

    Un beso
    BeatriZ

    ResponderEliminar
  65. Hola Lola: Nueva por estos lares de cocina, aunque te conozco de leer tu blog desde hace años.

    Me ha gustado mucho esta receta de los panecillos. De todos los ingredientes que citas, tengo todos menos la leche en polvo, es indispensable ponerla en polvo. Se puede sustituir por leche normal, desnatada.

    Gracias.
    Un abrazo

    ResponderEliminar

Te agradezco mucho que dejes un comentario pues me encanta saber quién está detrás de la pantalla y siempre escribo para ti. Puedes estar seguro de que siempre te leo aunque no conteste personalmente.