Canestrelli

Lo primero, antes de hablaros de estos deliciosos canestrelli es presentaros la nueva cara del blog, mucho más actual y con más fácil acceso a recetas antiguas que a veces se van quedando en el olvido, os aconsejo que uséis el índice y buscador de recetas donde podéis buscar por categorías y donde encontraréis imágenes de todas las recetas. Aún quedan algunas cosas que pulir, pero son pequeños detalles que no afectan a la navegación por el blog.
Este cambio se lo debo a mi querida amiga Maite Martin, una persona maravillosa que lo mismo te enseña una receta acompañada de maravillosas historias, a veces divertidas y a veces de las que te tocan el corazón en su blog Hierbas y especias, que te diseña una plantilla para el blog y te lo deja como un pincel. Así que si estás pensando en darle un nuevo aire a tu blog no dudes en contactar con ella, de regalo te llevarás el poder conocer a una persona extraordinaria.
Y respecto a los canestrelli, poco que decir ya que su aspecto habla por si solo de su suavidad y ternura y de su delicado sabor a vainilla. Desde que los encontré hace tiempo en este blog estaba loca por probarlos pero me faltaba un ingrediente, la fécula de patata que no podía encontrar en Cartagena.
Pero por fin, en mi viaje a las islas Eolias de septiembre pasado la encontré y me traje un paquete junto con algunas otras cosillas "imprescindibles".
Si vosotros tampoco encontrais la fécula de patata supongo que la podreis sustituir por otra fécula, de maíz o de arroz por ejemplo. Otro de los ingredientes que contribuyen a la deliciosa textura de estas galletas son las yemas de huevo cocidas que también están presentes en estas fantásticas galletas húngaras.
Poner en un bol la harina, el azúcar la fécula, la ralladura de limón y las semillas de la vaina de vainilla.
Añadir la mantequilla muy fría y cortada en dados.
Aplastar la yema de los huevos con un tenedor y añadirla al bol.
Trabajar con la punta de los dedos o en la amasadora con la pala hasta que se forme una bola.
Envolver la masa en film de cocina y dejar reposar en el frigorífico al menos durante una hora.
Pasado este tiempo, precalentar el horno a 170º y extender la masa con el rodillo sobre una superficie enharinada o sobre un papel de horno, dejándola con un espesor de un centímetro más o menos.
Cortar con un cortapastas con forma de flor y hacer el agujero central con una boquilla para manga pastelera. Hornear durante unos 15/20 minutos, no deben dorarse.
Al sacarlos del horno, dejarlos enfriar y espolvorearlos abundantemente con azúcar glas.

Si te ha gustado, comparte:

7 comentarios :

  1. !!!!Me encantan!!!! Me encanta la nueva imagen del blog, es preciosa, super delicada y me encantan las galletas, qué pinta!!
    Y por cierto, la próxima vez que no encuentres un ingrediente, ya sabes donde tienes que venir.... yo compro la fécula de patata en Iranzo!!!!
    Un abrazo, Begoña

    ResponderEliminar
  2. Toda una delicia, te han quedado con un aspecto increible. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Gracias Lola! un placer muy grande que he hecho con muchísimo gusto porque con un blog como el tuyo, reestructurarlo ha sido pan comido. Refácil. La receta fantástica, adoro las pastas aunque aquí los austriacos solo las aprecian en navidad. Qué cuadriculados! lo que se pierden! Eso sí, aquí hay fécula de patata en todos los supermercados. En España recuerdo lo difícil que resultaba.

    Un besazo

    ResponderEliminar
  4. Lola a mí tu blog me encantaba, y ahora me sigue pareciendo una maravilla como la persona que hay detrás y las recetas que publica. Gracias de corazón. Esta me la llevo, pero tengo una duda ¿dónde compras la fécula de patata? ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La pregunta es si la has encontrado en España después de comprarla en tu viaje, que no me he expresado bien.

      Eliminar
    2. ¡Hola Cuca!
      Pues aquí en Cartagena no la he encontrado, al menos en los sitios donde he buscado.

      Eliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar

Te agradezco mucho que dejes un comentario pues me encanta saber quién está detrás de la pantalla y siempre escribo para ti. Puedes estar seguro de que siempre te leo aunque no conteste personalmente.

 
Copyright © Lola en la cocina. Diseñado con por Las Cosas de Maite