Pizza marinera en cazuela modo mio


No suelo hacer mucho las pizzas en casa y la verdad es que hasta ahora cuando las hacía me limitaba a ponerle la salsa tomate y algunos ingredientes que me gustaran y que tuviera a mano, me salían buenas, sobre todo después de que por consejo de cannela en vez de tomate frito les pongo tomate doble concentrado, pero con esta creo que he dado un gran paso adelante...creo que es la mejor que he comido en muchísimo tiempo, deliciosa, fantástica, buenísima.
El caso es que llevo un tiempo viendo las magníficas pizzas que hace jantonio y ya me picaba el gusanillo, además hace unos días me compré el libro Pizza modo mio de John Lanzafame y decidí que había llegado el momento de hacer una pizza dedicándole algo más de tiempo. Del libro me llamaron la atención unas pizzas hechas en cazuela con un borde grueso y alto con un aspecto precioso, para hacerlas se pone la masa en una cazuela que se pone sobre la piedra en el horno. Al principio pensé hacerla en una de mis cazuelas de fondo grueso, pero pensé que iba a tardar mucho tiempo en calentarse y la base no se iba a cocer bien, así que me acordé de una paella de porcelana pequeña que casi no había usado.
La receta de la masa es la del libro, así como las cebollas balsámicas y el chile confitado, el resto surgió con una bolsa de chipirones y unos langostinos que tenía en el congelador.



La masa


Ingredientes: (para una pizza de unos 30 cm.)
-1 cucharadita de levadura seca
-1 cucharadita de sal
-100 ml. de agua caliente
-2 cucharaditas de aceite de oliva
-160 gr. de harina normal

Así se hace:
Mezclar la levadura, la sal y el agua en un bol, poco a poco añadirle el aceite sin dejar de remover y dejar reposar unos 10 minutos, hasta que la mezcla empiece a burbujear.
Añadir la harina y amasar durante unos 15 minutos hasta que la masa esté suave y elástica.
Embadurnar un recipiente hermético o un cuenco con aceite de oliva, poner en él la masa, taparla y dejarla levar durante una hora u hora y media hasta que doble de tamaño.



El relleno


Ingredientes:
-2 dientes de ajo
-una bolsa de chipirón congelado Pescanova o chipirones o calamares frescos
-6 langostinos hermosos
-5 ó 6 tomates maduros
- un par de cucharadas de cebolla balsámica*
-6 filetes de anchoa
-media bola de mozzarella
-unas hojas de albahaca u orégano
-aceite de oliva
-aceite de confitar los chiles* (opcional)

Así se hace:
Pelar los langostinos, reservando las cabezas por un lado y los cuerpos por otro.
Calentar aceite en una sartén o una cazuela baja y sofreír las cabezas de los langostinos presionándolas para que suelten todo el jugo, sacarlas y deshecharlas. Echar en el mismo aceite los ajos picados y freírlos un poco, añadir los trozos de chipirón ya descongelados, sofreírlos a fuego medio. Pelar y trocear los tomates (a mi me gusta que se noten los trozos, pero si no os gustan, ponerlo rallado), añadirlos a la sartén, salar un poco y dejar cocer a fuego lento hasta que se consuma todo el líquido y quede una salsa muy reducida, por lo menos 45 minutos o una hora, rectificar de sal si es necesario.
Precalentar el horno a 250º con una piedra de pizza dentro (si tenéis)
Para montar la pizza, estirar la masa con las manos sobre una superficie untada de aceite, ponerla sobre una cazuela o una paella levantando un poco el borde por la pared de la cazuela. Pinchar el fondo de la masa con un tenedor, extender la salsa de chipirones, espolvorear con la albahaca o el orégano, cubrir con la mozzarella en trozos y repartir la cebolla balsámica.
Meter en el horno sobre la piedra y cocer durante unos 8 minutos, hasta que el borde esté bien dorado, abrir el horno y colocar los cuerpos de los langostinos, dejar dos minutos más en el horno.
Al sacar la pizza, repartir los filetes de anchoa y regar con un chorrico del aceite de las guindillas (si os gusta el picante)

*Para hacer la cebolla balsámica, calentar una cucharada de aceite en una sartén, añadir la cebolla cortada en láminas y freír a fuego vivo durante unos 5 minutos, añadir 1 y 1/2 cucharadas de azúcar moreno y remover hasta que se disuelva, añadir entonces 4 cucharadas de vinagre balsámico y dejar cocer a fuego lento durante 5-6 minutos, hasta que quede con una textura de confitura.

*Para confitar los chiles, quitar las semillas y trocear unos diez chiles frescos, ponerlos en un cazo y cubrirlos con aceite, ponerlos a fuego muy bajo y dejar confitar durante una hora sin que el aceite llegue a hervir (yo fuí alternando el fuego entre el 1 y el 2 de potencia.
Cuando esté frío, ponerlo en un tarro y conservarlo en la nevera.

34 comentarios:

  1. ¡Menudo lujazo de pizza! Debía estar divina. Eso si que es de altura.
    besos.

    ResponderEliminar
  2. mmmmm pero q rica pizza!!! me parece que se la hago hoy a la noche a mi marido!!! muy buen el sitio y ya q estoy te dejo una receta de pizzetas q estan geniales, q siempre hago en casa http://bit.ly/cIsX7k

    ResponderEliminar
  3. Madre del amor hermoso que maravilla, gracia spor enseñarmela, un beso.

    ResponderEliminar
  4. Y Lola...quedó crujiente?? es q se me hace raro eso de hacer una pizza en una cazuela...aunque tiene una pinta estupenda...

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  5. Vaya pizza que te has marcado, lo riquísima que tiene que estar!!!
    Y lo de hacerla en cazuela me parece de lo más original.
    A mi me encanta hacer pizza, y creo que salen ricas, pero nunca consigo darle ese olor-sabor típico de pizzería.
    Besitos

    ResponderEliminar
  6. Lolah!!! exquisita es la palabra que le va a esta pizza
    me encantan los ingredientes que le has puesto.
    Habrá que probarla!!!
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Lola, qué buena!!!!!
    Todavía no he encontrado el tiempo para ponerme a hacer alguna de las recetas del libro....jajja...no es raro, verdad?
    Yo también cometía el error del tomate y la verdad es que no tiene nada que ver...
    Hoy he encontrado una pizza calzone en otro libro... a ver si soy capaz de prepararla. No puede ser que nos guste todo y queramos hacerlo todo...
    He estado toda la mañana en Málaga... no tengo remedio... qué de cosas hay en la capital..
    jajaaj... he comprado un bacalao...
    Ya os contaré...
    Un abrazo, Begoña

    ResponderEliminar
  8. Supongo que la cazuela es sólo para darle forma y que quede ese borde gordito ¿no?

    Cuando leí el título y vi las fotos pensaba que estaba hecha fuera del horno

    Besos. Ana

    ResponderEliminar
  9. ¡Qué buena pinta!
    Pues nunca he probado a hacer pizza en cazuela. Pero es que a D. le gusta tanto, pero tanto, la masa de harina de maíz de canny que no me deja innovar, jajaja
    un beso.

    ResponderEliminar
  10. Todos los ingredientes son fantásticos, y muchos detalles hay en esta pizza. Para empezar dónde la haces, qué curioso, me ha llamdo la atención. Y luego los ingredientes que utilizas, todos suculentos con alguna que otra inclusión original, como los chiles confitados. La verdad es que deberías de hacer más pizzas Lolah...

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  11. Lola, me encanta tu modo de hacer la pizza, me parece que sabe a gloria con todos esos ingredientes de mar, debe ser una total delicia.
    Espero poder probarla, a ver si mi maestro pizzero se anima.
    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Lola, veo que te has lanzado pero lo has hecho a lo grande.
    Que de cositas has puesto ahí encima, y que cuidado todo.
    Me ha encantado.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  13. Yo hago pizzas de vez en cuando pero no tengo piedra. Estoy segura de que mejorarían muchisimo con ella.
    El detalle de hacerla en cazuelita es muy original. Y eses ingredientes, madre del amor hermoso!! Bocado di cardinale!!
    un biquiño

    ResponderEliminar
  14. Que estupenda Lolah, me quedo con un par de apreciaciones que me pueden ayudar a mejorar las mias.
    Un besote

    ResponderEliminar
  15. Lolah que buenaaa, yo también tengo ese libro y es tentador, dan ganas de preparar todo lo que nos propone ...

    Me encantó tu pizza y sobre la utilidad que le has dado al molde.

    Besotes

    ResponderEliminar
  16. Tu pizza es de las de enmarcar, muy buena.
    Besos

    ResponderEliminar
  17. Ingenua de mí, y yo que creía que en pizza ya estaba todo inventado.
    Debo decir que me salió un gesto raro cuando leí lo de la cazuela, pero señora, me quito el sombrero. Me ha encantado, lo de hacerla en cazuela, las indicaciones para la masa (la receta que yo tengo es para 500 gramos de harina y a veces es excesivo), y lo de la cebolla balsamica y los chiles. Y la recomendación del libro, que no lo conocía.
    En fin, Lola, que me ha encantado, y encima todo lo que lleva me gusta mucho! tenía que estar de muerte.
    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  18. Lo de la paella me ha gustado además yo soy de las que se come el borde, el relleno, sin palabras. Menos mal que es la priemra que le dedicas un poco de tiempo, ya estoy esperando las siguientes.

    Muas!

    ResponderEliminar
  19. Yo si que tengo piedra para el horno!! Cuando me cambie de casa como normalmente la cocino soy yo, soy la que decidi que electrodomesticos comprabamos y el horno que compre ya lo hice conuna piedra y la verdad es que quedan de lujo las pizzas! :) Un día tengo que probar esta tuya pues tiene una pinta muy rica, y la mar de marinera, pero de pescado no le sobra jejje

    Un beso!!

    Anniki http://gastroadikt.blogspot.com

    ResponderEliminar
  20. Realmente la forma de hacerla es muy curiosa, el borde queda crujiente o blandito???
    De aspecto te ha quedado preciosa y de sabor ha de estar genial.
    besicos

    ResponderEliminar
  21. Vaya lujo de pizza, que cosa más rica. Y encima tiene una pinta increíble.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  22. Yo sólo le cambiaría el relleno porque soy anti pescado y antimarisco, pero la masa es un espectáculo. Un besazo Lola.

    ResponderEliminar
  23. La pizza te quedó fantástica.En estes momentos me comería un trozo.
    Felicidades.Un bico de "la ratita en la cocina".

    ResponderEliminar
  24. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  25. ¡Por Dios bendito! Lola ¡qué pizza. Sólo verla me está alimentando.

    Y esa forma de hacerla, en cazuela. Es supercurioso. Mi paellera no creo que quepa en el horno, pero voy a probar. Ese aspecto bien merece un intento. (Yo no podré poner marisco, pero pondré otra cosa)


    besos.

    ResponderEliminar
  26. Oye qué buena!!! Y me ha encantado la idea de hacerla en la cazuela!
    Tnego que probarlo!
    Besos!

    ResponderEliminar
  27. El aspecto es la leche! y con ese anfiteatro la mar de guapo pues vaya espectáculo más gustoso,
    bsssssssssss

    ResponderEliminar
  28. Hola Lolah: Encantada de conocerte y conocer tu blog, que nada más visitarlo, me sorprende con esta pizza cocinada de este otro modo. Bueno, técnicas nuevas o no tanto, pero que descubrimos y hay que experimentar, sobre todo a los que nos gusta la cocina.
    Bueno, la pintaza de esta pizza, ni que decir tiene que abre el apetito. Felicidades por tu preparación. Nos seguiremos viendo, sin duda.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  29. Guauu guaauuu guaauuu...menuda pizza divina, Lola!!!

    Una entera para mí sola por favorrrrrr!!!

    Mmmmm muy buena!!
    Besitossss

    ResponderEliminar
  30. Madre mia con la pizza en paella te ha quedado espléndida que buena estaría, me llevo la idea que pizzas hago toda las semanas.
    Saludos

    ResponderEliminar
  31. Nunca la he comido hecha en cazuela pero la pinta de la tuya, se sale, uhmmmmmmm, qué rica.

    Enhorabuena!!

    Un biquiños

    ResponderEliminar
  32. Está pizza alimenta con solo mirar para ella, Lola.
    Qué pasada, por dios!!.
    No anda mi hija a mi lado, como muchas veces suele estar cuando visito vuestras cocinas, que ya me mandaba de inmediato a la mia para que le hiciera una jajajaja.
    Extraordinaria Lola, de diez :)

    besines

    ResponderEliminar
  33. Me encanta el molde y la pizza ni te cuento , voy anotar el libro. La cazuela...dios, la cazuela! bsos

    ResponderEliminar

Te agradezco mucho que dejes un comentario pues me encanta saber quién está detrás de la pantalla y siempre escribo para ti. Puedes estar seguro de que siempre te leo aunque no conteste personalmente.