Panecillos de hamburguesa...



...o de hot dog, o de lo que nos apetezca...
Estos panecillos están realmente ricos, tiernecitos pero firmes, seguro que no se quedan blanduchos con el jugo de las hamburguesas, pueden congelarse ya formados antes de fermentar, o una vez horneados, envueltos en papel de aluminio y en una bolsa, para consumirlos solo tendremos que sacarlos del congelador y meterlos en el horno a 180º aún envueltos en el aluminio durante unos 10 minutos. De todas formas, yo los metí en una bolsa de plástico y se conservaron estupendamente hasta después de tres días.
Para la decoración se pueden usar las semillas que más nos gusten, a mi me encantan las de amapola, pero están igualmente ricos con sésamo, pipas de girasol, comino, etc...lo mejor es hacerlos variados y que cada uno elija su preferido.
La receta la encontré en el blog de Sandra, mi panadera favorita.



Los ingredientes son estos:
-600 gr. de harina de fuerza
-180 gr. de leche
-150 gr. de agua
-1 huevo
-30 gr. de mantequilla o margarina, o 2 cucharadas soperas de aceite
-1 y 1/2 cucharadita de café de levadura de panadería instantánea
-1 cucharadita de café de sal
-1 cucharada sopera de azúcar (yo le he puesto algo menos)
Así los he hecho:
Se ponen todos los ingredientes en la cubeta de la máquina del pan y se lanza el programa de masa levada ( naturalmente se puede amasar a mano)
Cuando termine el ciclo y la masa haya subido, se enharina la encimera y se echa la masa sobre ella, se aplasta ligeramente con la palma de la mano y se divide con un cuchillo en diez trozos de unos 100 gr. cada uno, se forman unas bolas y se dejan reposar tapados unos 10 minutos.
Mientras se preparan en diferentes platos las semillas que queramos poner sobre los panecillos, se vuelven a redondear las bolas, si los queremos para hot dogs se moldean en forma de panecillos, se pinta la parte superior con agua con ayuda de un pincel o un papel de cocina y se presiona la parte superior sobre las semillas para que queden bien cubiertos, se dejan reposar sobre una placa de horno recubierta de un papel sulfurizado, se cubren con un trapo o plástico de cocina y se dejan reposar durante una hora.
Pasado este tiempo se calienta el horno a 200º y se pone una placa honda vacía en la parte más baja del horno.
Metemos la placa con los panecillos y echamos un vaso de agua sobre la placa vacía ya caliente, así se forma una buena cantidad de vapor que ayuda a la masa a subir.
Se hornean durante 15-20 minutos hasta que estén dorados.
Advertencia: después de probarlos se hace difícil comprar una bolsa en el súper...


4 comentarios:

  1. Menudos panes!! yo hice una vez hace mucho tiempo pero no se que hice con la receta y despues de esa las veces que lo he intentado no me han quedado bien...tienen una pinta estupenda. Probare con esta. Un beset

    ResponderEliminar
  2. qué buenísima pinta por favor..... otra que apunto...y acabaré cambiando el nombre al blog..."cocinando como la otra lola" o algo así..jajajaaj
    pero es que lo haces todo tana petitoso, que es casi imposible no plagiarte..ajajja

    mil besos wapa

    ResponderEliminar
  3. Los panecillos de lujo, me los imagino rellenos, ummmmm y ya puro placer.

    Besitos

    ResponderEliminar
  4. Si que te han quedado genial.. los voy a tener que probar si, parecen fáciles!

    ResponderEliminar

Te agradezco mucho que dejes un comentario pues me encanta saber quién está detrás de la pantalla y siempre escribo para ti. Puedes estar seguro de que siempre te leo aunque no conteste personalmente.