Torrijas

torrijas-(9-de-12)
Todos los años cuando se acerca la Semana Santa empiezan a aparecer recetas de torrijas de todas clases, desde las más sofisticadas a las más sencillas y a cual más apetitosa. Sin embargo yo aún no había publicado mi receta de toda la vida, quizás porque para mi son algo tan sencillo y tan cotidiano que me parecía que poco podía aportar.
torrijas-(12-de-12)
Si he de ser sincera, para mi las torrijas nunca han estado ligadas a la Semana Santa pues tanto mi madre cuando yo era niña, como yo después, las hemos hecho en cualquier época del año, para aprovechar algún resto de pan o simplemente para desayunar o merendar un día cualquiera. Nuestra forma de prepararlas no puede ser más rápida y sencilla, un pan del día anterior y muy pocas cosas más y en quince o veinte minutos se puede tener listo un delicioso postre para deleitar a toda la familia.
torrijas-ingredientes torrijas-paso-a-paso-1Cortar el pan en rebanadas de un dedo de anchas. Batir el huevo en un plato hondo y añadir la leche, mezclar bien. Mojar las rebanadas de pan en esta mezcla con cuidado de que queden bien empapadas pero no tanto como para que se rompan.
torrijas-paso-a-paso-2 Calentar aceite abundante en una sartén y freír en él las torrijas por las dos caras hasta que estén doradas.
torrijas-paso-a-paso-3 Sacarlas a un plato cubierto con un papel absorbente para que escurran el aceite. mezclar en tres cucharadas de azúcar con una o dos cucharaditas de canela en polvo y rebozar las torrijas con esta mezcla.
torrijas-(11-de-12)

Fougasse de chorizo

fougasse-(14-de-14)
Un nuevo mes desde Bake the World nos llega un estupendo reto panadero, esta vez desde un país tan cercano y con tan buenos panes como Francia y que ya se ha asomado más de una vez a esta comunidad de panaderos.
En esta ocasión el reto ha consistido en preparar una fougasse, un pan plano originario de Provenza y que está emparentado con la focaccia italiana y con nuestra hogaza. Generalmente se le da forma de hoja o espiga con unos característicos cortes y existen muchísimas variedades según el ingrediente que se le añada, existiendo también fougasses dulces típicas de algunas localidades.
fougasse-(13-de-14) Yo me he guiado por la receta de Xabier Barriga, aunque en lugar de añadirle ajo, le he añadido unos taquitos de chorizo que la han hecho especialmente sabrosa. Su elaboración no tiene ningún misterio y el resultado es un pan de corteza crujiente e interior suave, perfecto para el aperitivo y que quedará precioso en una cesta de panes variados en una mesa con invitados.
fougasse-ingredientes fougasse-paso-a-paso-1 Poner el aceite con el chorizo a fuego suave hasta que el aceite tome color sin dejar que el chorizo se fría. Retirarlo del fuego y colar dejando que el chorizo escurra bien el aceite.
fougasse-paso-a-paso2 Poner en un bol la harina, la levadura y la sal, añadir el agua y el aceite ya frío y mezclar bien.
fougasse-paso-a-paso-3 Amasar durante unos 5 minutos hasta tener una masa suave, aplanarla, añadir el chorizo y volver a amasar un poco para que se reparta bien por la masa.
Formar una bola y dejar reposar tapado con un paño o una bolsa de plástico durante unos 90 minutos.
fougasse-paso-a-paso Pasado este tiempo, extender la masa con el rodillo formando un rectángulo y dividirlo en dos triángulos mediante un corte diagonal. Poner uno de los triángulos sobre un papel de horno y hacerles un corte largo en el centro, separarlo un poco.
Sin-título-1 hacer tres cortes oblicuos en cada lado y separarlos también. Precalentar el horno a 220º con la placa de horno dentro y una bandeja metálica sobre el fondo y dejar reposar las fougasses mientras se calienta el horno.
Cuando el horno esté caliente, poner la focaccia con el papel sobre la placa y hornear durante unos 20 minutos, hasta que esté bien dorada. Al sacarla del horno, pincelarla con un poco de aceite.
ejercicio-1

Crema quemada de chocolate blanco

creme-brulee-(1-de-1)-3
Aunque siempre le he tenido manía al chocolate blanco, hace tiempo me di cuenta de que es un ingrediente que funciona muy bien en repostería donde aporta una untuosidad especial y su sabor tan dulce queda un poco mitigado.
Un magnífico ejemplo es esta crema quemada de chocolate blanco que resulta deliciosa tanto por su textura ultracremosa en contraste con la capita crujiente del caramelo, como por su sabor tan especial.
creme-brulee-(1-de-1)-2 Estoy segura de que aunque no os guste el chocolate blanco, este postre os va a encantar y lo vais a incorporar a vuestro repertorio habitual. Yo la repetiré muchas más veces, sin duda.
creme-brulee-ingredientes
creme-brulee-paso-a-paso-1
Poner la nata en un cazo , abrir la vaina de vainilla y raspar los granitos del interior sobre la nata, llevar a ebullición, apartar del fuego y dejar infusionar durante al menos media hora.
Preparar un baño maría y calentar en él el chocolate blanco hasta que se funda.
creme-brulee-paso-a-paso-2 Añadir las yemas de huevo y mezclar bien. Verter la nata y remover hasta tener una crema lisa.
creme-brulee-paso-a-paso-3 Verter la crema en un cazo y cocer a fuego suave hasta que la crema empiece a espesar y sin dejar de remover. Si tenéis un termómetro procurad que no pase de 82º pues se cortaría.
Repartir la crema en cuatro recipientes y cuando se haya enfriado guardarla en el frigorífico. Antes de servir, repartir el azúcar sobre las cremas y quemarla con un soplete de cocina o con un quemador de azúcar.
creme-brulee-(1-de-1)

Cazuela de calamares con verduras

cazuela-de-calamarescalamares-(6-de-8)
Esta cazuela de calamares con verduras es un estupendo ejemplo de platos sabrosos y ligeros, perfecto si, como yo, estáis intentando perder algunos kilos de cara al buen tiempo. De todas formas, no hace falta estar a dieta para disfrutar de este plato  y de otros muchos simplemente intentando cocinar con muy poca grasa y sustituyendo las patatas con las que acompañamos casi todos nuestros platos por alguna verdura.
calamares (7 de 8) Por lo demás, es un plato de lo más sencillo que acompañado de una buena ensalada os soluciónará una comida de diario con muy poco trabajo.
calamares-ingredientes calamares-paso-a-paso-1 Limpiar los calamares y cortarlos en anillas, reservarlos.
Cortar la cebolla en láminas y las zanahorias y el calabacín en bastoncitos. En una cazuela con dos  tres cucharadas de aceite, sofreír la cebolla  con el ajo picado y la zanahoria a fuego medio hasta que la cebolla empiece a dorarse.
calamares-paso-a-paso-2 Añadir el calabacín, dejar sofreir durante unos minutos y añadir el vino blanco y un poco de agua o caldo de pescado, añadir el laurel, salpimentar, tapar la cazuela y dejar cocer a fuego lento durante unos 15 minutos.
Saltear los clamares en una sartén con un poco de aceite, añadirlos a la cazuela y dejar cocer durante unos 10 minutos más o hasta que los calamares estén tiernos.
calamares-(8-de-8)

Roscos “Mulino Bianco”

roscos-(3-de-3)
Hace unos años (bastantes) en las estanterías de  los supermercados aparecieron unas preciosas bolsas de galletas llegadas de Italia que pronto se hicieron las preferidas de muchos, tanto niños como mayores, las galletas Molino Blanco, o Mulino Bianco en italiano, de la casa Barilla.
Había distintas variedades, todas con un diseño muy cuidado y sobre todo, todas riquísimas y representaron una novedad en nuestro país donde ese tipo de galletas no eran muy frecuentes. En mi casa se hicieron imprescindibles y recuerdo que en mi primer viaje a Italia descubrí variedades que no se vendían en España y me vine con un buen cargamento de ellas.



Pero poco a poco las galletas Molino Blanco fueron haciéndose cada vez más escasas hasta acabar desapareciendo de los supermercados, aunque en Italia siguen vendiéndose normalmente. Así que cuando vi la receta de esta especie de roscos cuyo nombre español no recuerdo no dudé ni un segundo en probarlos para ver si me recordaban a los originales.
Pues la verdad es que aunque el aspecto no me ha quedado del todo igual ya que les he hecho el agujero demasiado grande, en todo lo demás son muy semejantes, y lo que es mejor, están buenísimos y en mi casa han volado literalmente. Si a eso añadimos lo fáciles que son de hacer, creo que los voy a repetir muchísimas veces.
roscos-ingredientes
roscos-paso-a-paso-1
Poner todos los ingredientes en el bol de la amasadora y mezclar con la pala a baja velocidad hastaa tener una masa homogénea. Terminar de amasar con las manos y formar una bola, envolver en film de cocina y guardar en el frigorífico al menos durante media hora.
roscos-paso-a-paso-2 Precalentar el horno a 180º.
Sacar la masa del frigorífico y extenderla con el rodillo con un grosor de 1 cm. Cortar los roscos con dos cortapastas redondos. Ponerlos en una placa de horno y hornear  durante unos 15 minutos, hasta que estén doraditos.
roscos-(1-de-3)

Alcachofas de Benicarló rellenas de gambas con alioli de anchoas

alcachofas-rellenas-1) Hace unos días recibí una estupenda caja de alcachofas de Benicarló por gentileza de la Cooperativa Agrícola Benihort lo que nos ha permitido conocer un fantástico producto con Denominación de origen que se produce en la zona norte de la provincia de Castellón, en las planicies litorales del Baix Maestrat.
alcachofas-(1-de-11) Las hemos disfrutado muchísimo, tanto cocidas y aderezadas con un chorrico de aceite y limón, como a la plancha bien doraditas y sobre todo con la receta que os dejo aquí de alcachofas rellenas de gambas con alioli de anchoas. De las tres maneras estaban deliciosas. Si queréis probarlas directamente llegadas del campo a vuestras casas en la web de Benihort obtendréis un descuento del 10% si introducís el código B013.
alcachofas-rellenas-2 Aunque generalmente a las alcachofas se les suele cortar toda la parte superior y dejar solamente la parte más tierna, en esta ocasión las he dejado enteras para aprovechar su preciosa forma y además a mi me encanta ir chupando todas las hojas para aprovecharlas al máximo.
alcachofas-ingredientes
alcachofas-paso-a-paso-1
Limpiar las alcachofas quitándoles las hojas exteriores y reservando parte del rabo, cortarlas por la mitad a lo largo e irlas poniendo en un recipiente con agua con unas ramas de perejil. Cocerlas en agua con sal durante unos 10 minutos, escurrirlas y ponerlas en una fuente de horno, repartir los ajos picados sobre ellas y regar con un chorrito de aceite de oliva. Hornear a 180º durante unos 20 minutos.
Mientras tanto, pelar las gambas y reservar las cabezas. Sofreirlas en una sartén con un poco de aceite de oliva aplastándolas con una cuchara de madera para que suelten todos sus jugos, cuando estén bien doradas, añadir el vino y dejar cocer durante un par de minutos. Sacarlas de la sartén y colarlas apretando bien para aprovechar todo el líquido.
alcachofas-paso-a-paso-2 Añadir las gambas a la sartén con el líquido de cocción de las cabezas, si es necesario añadir un poco más de aceite y sofreir la cebolla picada hasta que esté bien dorada, añadir las gambas y cocer apenas un par de minutos, apartar del fuego.
Para el alioli, poner en el vaso de la batidora el huevo, un diente de ajo, las anchoas, unas gotas de limón y un vaso de aceite, apoyar el brazo de la batidora en el fondo y batir sin levantarlo hasta que veamos que la salsa empieza a ligar, entonces ir levantando el brazo y seguir batiendo hasta que el alioli esté hecho.
alcachofas-paso-a-paso-3 Rellenar las alcachofas con las gambas y cubrirlas con el alioli, gratinar en el horno hasta que la superficie empiece a dorarse.
alcachofas-rellenas

Muffins de mantequilla de cacahuete y pepitas de chocolate

muffins-portada
No es que en casa seamos muy fans de la mantequilla de cacahuete para tomarla tal cual, pero de vez en cuando compro un bote para preparar algún dulce y como es natural, siempre me sobra algo que va a parar al frigorífico a la espera de alguna otra oportunidad.
muffins-diptico Así que hace unos días, buscando alguna receta para preparar algo para el desayuno de mis hijos, encontré esta receta de muffins de mantequilla de cacahuete con pepitas de chocolate que me pareció perfecta para darle salida al bote que tenía en el frigo.
El resultado son unos muffins densos pero muy esponjosos con un estupendo sabor a cacahuete y chocolate. Además se preparan en un momento sin apenas esfuerzo. Yo los he hecho con la amasadora, pero se pueden hacer fácilmente a mano o con una sencilla batidora de varillas.
muffins-ingredientes muffins-paso-a-paso-1 Precalentar el horno a 180º.
Tamizar las harinas con la levadura y el bicarbonato. Poner en un bol la mantequilla con el azúcar, la mantequilla de cacahuete y la esencia de vainilla y trabajarlo con la pala de la amasadora hasta obtener una crema.
Añadir el huevo y mezclar sin batir demasiado.
muffins-paso-a-paso-2 Con la amasadora a baja velocidad, ir añadiendo la harina poco a poco, alternándola con la leche hasta tener una crema homogénea.
muffins-paso-a-paso-3 Añadir las pepitas de chocolate y mezclar bien. Llenar unas cápsulas de muffins hasta 3/4 de su capacidad, poner en una bandeja de horno y hornear durante unos 30 minutos, hasta que al pincharlos con un palillo, éste salga limpio.
Dejar enfriar sobre una rejilla.
muffins-(10-de-10)